Cien años de perdón

imagen cien años de perdón

Una mañana lluviosa. Seis hombres armados asaltan la sede central de un banco en Valencia. Lo que iba a ser un robo limpio y fácil pronto se complica cuando la directora de la sucursal desvela un secreto oculto en una de las cajas de seguridad. Los ánimos se encienden entre los líderes de la banda y la sospecha se extiende dentro y fuera del banco hasta llegar a poner en jaque al Gobierno del país.

Rodada entre las Palmas de Gran Canaria, Argentina y Valencia, la última película de Daniel Calparsoro (Invasor) es un thriller con bastantes notas de actualidad. Rodrigo de la Serna se mete en la piel del jefe de un grupo de ladrones, entre los que destaca Luis Tosar (en el otro lado de la moneda ya que fue ejecutivo de banca en El desconocido de Dani de la Torre), cuyo objetivo es robar un banco valenciano.cien años de perdón cartel

Con los casos de corrupción en el PP valenciano llenando las páginas de la actualidad hace escasas semanas, Cien años de perdón da una vuelta a la pregunta de ‘¿Quién roba a quién?’ en una historia de intriga con varias tramas, quizás demasiadas y de menor relevancia para el espectador.

Este thriller cuenta con un reparto en el que, además de Luis Tosar, destacan Raúl Arévalo, cambiando a un registro dramático, y José Coronado en papeles generalmente un poco oscuros del lado de la policía.

Los tres, en distintos bandos de una misma realidad, se verán envueltos en un entretenido thriller que consta de una línea argumental interesante, al jugar con la idea de robar a los poderosos, pero su guión trata escasamente una trama que podía haber dado mucho más juego y crítica social.

FICHA TÉCNICA
Dirección: Daniel Calparsoro
Guion: Jorge Guerricaechevarría
Reparto: Luis Tosar, José Coronado, Rodrigo de la Serna, Raúl Arévalo, Marian Álvarez, Patricia Vico.
Distribuidora: Twentieth Century Fox
Fecha de estreno: 4 de marzo de 2016

Anuncios

Combustión

Combustión

Mikel (Alex Gonzalez) está a punto de casarse con Julia (María Castro), dueña de una importante joyería heredada de sus padres. En la fiesta del anuncio de la boda, Mikel conoce a Ari (Adriana Ugarte), una de las camareras del catering. Entre ellos surge una inmediata atracción. Y aunque el chico intentará controlar ese deseo por ella, acabará cayendo en sus brazos y disfrutando del mejor sexo de su vida. Poco a poco se irá sintiendo más enganchado a ella y más fascinado por su mundo, que no es otro que el de las carreras ilegales de coches.

Un mundo de descontrol, de adrenalina a tope, donde lo único que importa es el aquí y el ahora. Un mundo que despierta el lado más salvaje de Mikel. Su vida al lado de Julia se ha vuelto completamente gris y decide romper su compromiso con ella. Lo que el chico no sabe es que todo forma parte de un plan elaborado por Ari y su novio, Navas (Alberto Ammann). Ellos se dedican a seducir a incautos para colarse en sus casas y robarles. Mikel es la presa ideal, ansían el botín que Julia guarda en su caja fuerte.

Pero las cosas se empiezan a torcer cuando Ari se da cuenta de que se está enamorando de su víctima. Eso desatará la furia de Navas y hará que todo se vuelva imprevisible. Cuando Mikel descubra que ha sido un juguete en manos de ellos dos, será demasiado tarde para dar marcha atrás.

El último largometraje de Daniel Calparsoro es un thriller urbano que narra una historia de amor, mentiras, desengaños y la visión de unos jóvenes por vivir el presente al cien por cien. El realizador barcelonés, conocido por Salto al vacío, Guerreros o Invasor, entre otras, se atreve a llevar a la gran pantalla los problemas y la desesperación de tres personajes, en formato casi más parecido a un extenso videoclip que a una película.

Aléx González (que hace doblete en cartelera con Alacrán Enamorado), Adriana Ugarte y Alberto Ammann (con el que ha vuelto a contar Calparsoro tras haber trabajado juntos en Invasor y que ha estrenado recientemente Tesis sobre un homicidio) son el triángulo principal sobre el que se sustenta Combustión.

combustion_20117Con fallos de guión como la utilización del Tuenti en unos personajes ya maduros, como motor de búsqueda en Internet (esta red social española es sponsor de la cinta), Calparsoro logra sacar adelante esta historia con buenas interpretaciones y con una fotografía excepcional, llena de colores y sensualidad; el mejor ejemplo de ello es la escena del baile, y con la banda sonora de fondo de Carlos Jean y la pegadiza canción Prisioners.

Al ver Combustión es inevitable pensar en una película comercial, con reminiscencias de Grease en la carrera de coches y en la estética de Alberto Ammann, aderezado con bastantes dosis de adrenalina y con una historia de amor adolescente.

Sin duda, Combustión hará las delicias de las seguidoras de Alex González con escenas bastante subidas de tono, en la que el actor luce sin pudor su trabajada anatomía. Una cinta que no engaña y una apuesta fuerte de Calparsoro por este tipo de cine.

FICHA TÉCNICA
Dirección: Daniel Calparsoro
Guión: Carlos Montero, Jaime Vaca y Daniel Calparsoro.
Interpretación: Álex González, Adriana Ugarte, Alberto Ammann, María Castro, Marta Nieto, Luis Zahera, Christian Mulas, Juan Pablo Shuck
Distribuidora: Sony Pictures Releasing de España.
Fecha de estreno: 26 de abril de 2013

Invasor

Tras un atentado que casi le cuesta la vida, Pablo, un médico militar español destinado en una misión internacional, regresa a casa convaleciente junto a su mujer y su hija. Pablo sospecha que le están escondiendo información sobre las circunstancias del atentado y a pesar de la presión de los altos mandos, se niega a secundar la versión oficial poniendo en peligro su seguridad y la de su familia.

Basada en la novela del mismo título de Fernando Marías, Invasor es una historia con la guerra de Irak como trasfondo, una crítica brutal a los gobiernos por la manipulación de la información para tapar los errores cometidos. Ésta es la historia que ha hecho regresar a la gran pantalla al director Daniel Calparsoro, tras siete años alejado de ella, dirigiendo diversos telefilmes.

Rodada en ocho semanas y media y con un presupuesto de tres millones de euros, Invasor está protagonizada por un trío de ases: Alberto Ammann (que vuelve a colaborar con Calparsoro en Combustión, cinta de intriga, traiciones y robos, pendiente de estreno), Karra Elejalde (con el que el director ya trabajó en Salto al vacío) y Antonio de la Torre. Aunque el peso recae en los dos primeros, en su antagonismo, sus persecuciones, su forma de ver la vida, sus principios, su moralidad…

Ammann y Elejalde,
las dos caras de la historia

Un duelo interpretativo que merece la pena ver; Alberto Ammann (Lope, Celda 211) hace crecer a su personaje, Pablo, en el transcurso de la cinta; lo convierte en creíble, en una persona íntegra con una responsabilidad, pese a tener todo en contra y correr el riesgo de quedarse sin nada, prefiere quedarse del lado de la verdad.

Una verdad que personajes como el de Baza, interpretado por Karra Elejalde (Miel de naranjas, También la lluvia, Biutiful), quiere acallar. Para ello, no dudará en contar con todos los medios a su alcance, del tipo que sean. En esta ardua batalla se encuentra involucrado Antonio de la Torre (Grupo 7, Primos, Lope, Gordos) , dividido entre sus recuerdos y el olvido. Pero no podemos olvidarnos de los actores que completan el reparto, intérpretes como Inma Cuesta (Blancanieves, Grupo 7, La voz dormida) y Bernabé Fernández (No habrá paz para los malvados).

En esencia, Invasor es una reflexión sobre la violencia que genera la guerra, no en el mismo momento, sino la que arrastras al llegar a casa tras ver un país en conflicto en el que las leyes son un mero papel y se violan día tras día.

FICHA TÉCNICA
Dirección: Daniel Calparsoro
Guión: Javier Gullón y Jorge Arenillas, basado en la obra de Fernando Marías
Interpretación: Alberto Ammann (Pablo), Antonio de la Torre (Diego), Inma Cuesta (Ángela), Karra Elejalde (Baza), Luis Zahera (Arturo), Bernabé Fernández (soldado pelirrojo), Sofía Oria (Pilar).
Distribuidora: Buena Vista International Spain
Fecha de estreno: 30 de noviembre de 2012

Calparsoro presenta su nueva película ‘Invasor’

Madrid, 27 de noviembre (Europa Press) – Daniel Calparsoro recurre de nuevo a un escenario bélico para desarrollar un dilema moral que lleva al límite a sus protagonistas. Se trata de Invasor, un thriller con altas dosis de acción que recurre a las secuelas de la guerra de Irak para narrar una injusticia ficticia, basada en la novela homónima del escritor Fernando Marías.

En esta ocasión, el director de películas como Guerreros y Asfalto se ha rodeado de un trío de ases para lograr un resultado creíble: Alberto Ammann, Antonio de la Torre y Karra Elejalde. Además, el filme, que se estrena el próximo viernes, ha contado con los productores de Celda 211.

El personaje central es Pablo, un médico militar español que regresa convaleciente junto a su familia tras permanecer en una misión en Irak. Las sospechas acerca de la versión oficial de cómo ocurrió el supuesto atentado lo llevan a investigar la verdad y sacar a la luz una injusticia.

Según ha destacado hoy el cineasta  durante la presentación, este filme tiene dos “dos mimbres suficientes” para embarcarlo en una aventura cinematográfica: el dilema de asumir la responsabilidad de lo que uno hace, por un lado, y “mucha acción y persecuciones”, por otro.

Esta “corrupción moral”, como él la ha descrito, va más allá del conflicto bélico particular, un acierto en este filme, ya que el momento temporal en el que se desarrolla no se relaciona con ningún gobierno o administración. “Me parecía importante no hacer un panfleto, no denunciar la guerra de Irak y ya está”, ha dicho.

El objetivo de Invasor fue hacer un “contraste fuerte” entre el mundo iraquí y el europeo, para trasladar así al espectador “una sensación de película de aventuras, de estar en un país lejano”. Por un lado, las imágenes que recrean Irak poseen fuertes colores y han sido rodadas “cámara en mano”. En el resto del filme, que toma como escenario La Coruña, destacan los grises y el trípode.

Karra Elejalde, papel decisivo
Uno de los platos fuertes de este filme es la interpretación de Karra Elejalde, quien interpreta a un miembro del Ministerio del Interior, encargado de conseguir que Pablo firme un documento de confidencialidad y evitar así que se esclarezca la verdad acerca de lo que ocurrió en Irak.

En palabras de Calparsoro, para evitar un tono equivocado, con esta película el equipo “se la jugó a una carta que se llama Karra”. “Decidimos prescindir de todas las oficinas y simplemente ponerle a él un gorro y unos guantes”, ha relatado.

Según ha señalado el actor, su personaje es “inteligente, no es sádico, es un profesional y le gusta su trabajo”. Aunque afirma que no siempre busca personajes reales para documentar los papeles que interpreta, afirma que “encontrar a un pájaro de estos fue imposible”. “Intenté quererlo, no juzgarlo, pensar solo en que hace lo que es bueno para su patria. Me agarré a eso a pesar de que está en las antípodas de lo que yo pienso”, explica el actor.

Las persecuciones en coche por las calles de La Coruña o la acción en el mar a bordo de dos embarcaciones son algunas de las escenas más intensas de ‘Invasor’, un filme que, en palabras de sus productores, pretende ser el “reencuentro” del público español con el cine que nace en el país.

Este thriller se une a otras dos películas de género estrenadas en los últimos meses, Fin y Lo imposible. En esta ocasión, el presupuesto ha sido de más de tres millones y medio de euros, una cifra insuficiente si se habla de un filme de acción, que el equipo de Invasor ha sabido administrar muy bien, en palabras de Elejalde.

Además de ello, para esta película ha sido muy importante el trabajo duro de sus intérpretes. Según cuenta Amman, tuvieron que “alimentarse bien” para aguantar esta dinámica, ya que incluso tuvo que introducirse en el agua en pleno invierno.

De la misma forma, Antonio de la Torre recuerda lo duro que fue el rodaje –“uno de los más difíciles”–, pero afirma que a veces esto es necesario para tener un “grado alto de satisfacción”. Además, respecto a Carlparsoro, subraya: “Tiene una honestidad y una entrega suficientes para convencerte”.